Ya llega el verano, comienzan los días de sol, calor y las ganas de salir a hacer actividad física, pero muchas veces esas mismas ganas nos llevan a cometer graves errores en la forma de hacer actividad física.

 

Lo primero que se debe cuidar para hacer deporte o actividad física en esta época del año es la hidratación, fundamental para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo (no solo en el aspecto muscular sino también para nuestros órganos). Las altas temperaturas pueden causarnos nauseas, mareos, dolores de cabeza además de una mayor fatiga y riesgo de acalambrarnos. Todos estos factores no solo van a bajar nuestro rendimiento sino que también nos pueden causar graves daños en la salud (sobre todo en niños y personas adultas)

 

Algunos de los indicios que nos da el cuerpo, y que fácilmente podemos reconocer, para que notemos que necesita hidratarse son; boca seca, sed y orina menos frecuente, entre otros, por eso es importante beber liquido antes de que estos síntomas aparezcan, ¡NO HAY QUE ESPERAR A TENER SED! Por eso es importante beber liquido ANTES (sobre todo si es en la mañana cuando uno no ingirió líquido durante la noche), DURANTE (cada 15 o 20 min aproximadamente pequeños sorbos) y DESPUÉS ya que el cuerpo necesita volver a los niveles normales de hidratación. También tengamos en cuenta la sobrehidratación. Hay que saber bien cuánto liquido beber según la contextura física de la persona y la intensidad de la actividad a realizar, es necesario tener una hidratación adecuada, ni más, ni menos.

 

¿Cómo saber si estoy correctamente hidratado? Es bastante fácil. El color de la orina nos orienta para darnos cuenta si estamos hidratados o no. Si es transparente quiere decir que estamos bien hidratados, si el color se torna más amarrillo uno no está lo suficientemente hidratado y un color más verdoso es signo de que estamos deshidratados (fuente: http://alturl.com/2ywvh)

 

Otro aspecto a considerar es el horario en el cual  hacer ejercicio, recomiendo hacerlo tanto en las primeras horas de la mañana o bien cuando baja el sol, que son los horarios en los que las temperaturas bajan y nos afectan menos evitando los golpes de calor (hipertermia).

 

Por último, debemos cuidar la vestimenta. Preferentemente utilizar una remera o musculosa lo mas fresca posible y de colores claros, no utilizar fajas, ni mucho menos algún buzo o campera (favorecen a la deshidratación) y a no olvidarse de utilizar buenas zapatillas y de los ejercicios de elongación.

 

Recomendación: si hace mucho tiempo que no hace actividad física realícese un chequeo médico antes de esforzarse mucho.

 

Juan Rivero Haedo
rh_juan@yahoo.com.ar
Profesor Nacional de Educación Física

 

 

0

Tu carrito